Eran conocidos por la policía, pero por crimen organizado