Chile.-La policía chilena investiga la muerte de más de 300 ballenas que quedaron varadas en el Golfo de Penas. El hecho lo denunció un grupo de científicos que calificó el hallazgo como “impactante y de gran magnitud”.

De acuerdo a informaciones del portal Diario Aysén, la denuncia fue presentada al Servicio Nacional de Pesca (Sernapesca), entidad que a su vez entregó la información al fiscal Pedro Poblete Viejo, quien inició de inmediato un proceso para esclarecer las causas de la masiva muerte de los cetáceos.

Las ballenas fueron descubiertas el pasado 17 de noviembre por un grupo de científicos, pero la situación la dieron a conocer “recientemente” a la autoridad chilena.

En un suceso similar, en mayo pasado se localizaron cerca de 30 cetáceos muertos en la misma región chilena.

“Este hecho es posterior a la investigación anterior que se desarrolló en un parecido varamiento de cetáceos en el sector, por lo tanto no fue comprendida en esa investigación”, explicó.

Agregó que dentro de los antecedentes aportados para la investigación por el grupo de científicos que realizó el hallazgo, figuran fotografías aéreas y por satélite de los avistamientos, además del lugar georeferenciado.

En tanto, Cristián Hudson, director de Sernapesca de la región de Aysén, señaló a periodistas que “el número de cetáceos muertos es impactante”.

“Hasta ahora nunca habíamos tenido denuncias de esta magnitud”, enfatizó Hudson.

Por su parte, Jorge Acevedo, biólogo marino experto en cetáceos de la Fundación Cequa, afirmó que se pueden encontrar variedad de ballenas entre el Golfo de Penas y Puerto Natales.