La crisis institucional y moral que se evidencia en el Poder Judicial de la República Dominicana pone a este estamento al borde del colapso, según sentencio el vicepresidente ejecutivo de la Fundación Institucionalidad y Justicia (FINJUS).

De acuerdo a Servio Tulio Castaños Guzmán, el país pasa en la actualidad por el peor momento de su historia, tras considerarla como la crisis más grande de los últimos 30 años en el Poder Judicial.

El vise presidente de FINJUS, parte de que no solamente se limita a “las acusaciones que se le han hechos a jueces, de haber sido parte de una estructura mafiosa, como lo denunciara el procurador general, Francisco Domínguez Brito”.

Según el representante de la sociedad civil el principal problema se ha suscitado luego de que varios jueces cambiaran sus dictámenes para proteger y favorecer el crimen organizado, dígase corrupción,  sicarito y narcotráfico.

Además  mostró preocupación ante la acusación formulada por el diputado Francisco Matos, de que tiene una lista de más de cien miembros del Ministerio Público que se dedican al chantaje de ciudadanos.

También indicó que la problemática se ve en el sistema penitenciario, debido a que la mayoría de las llamadas para encarga muertes provienen de las cárceles, así como la denuncia de que más del 70% de las clonaciones de tarjetas de creiditos operan desde estas instituciones.

Castaños Guzmán dijo que la ciudadanía lo que quiere que estos casos denunciados en el sistema de justicia se lleven hasta las últimas consecuencias y, que el Poder Judicial se sepa comportar en esta ocasión.