El 2018 Convoca

El año que ha iniciado nos depara grandes retos en diversos ordenes.

Y, para lidiarlos con algunas garantías es preciso establecer claramente cuales son los auténticos intereses del gran colectivo.

Se hace y se harán enfoques interesados, por parte de organizaciones o personas que pretenden obtener algún tipo de beneficio. Pero, no importa tanto el matiz, lo trascendente es que el reto está.

Tenemos una tarea fundamental que es la de procurar el fortalecimiento en el sistema de partidos políticos y que prime allí la democracia interna.

Hay tareas tan serias como la inseguridad ciudadana, el femicidio, las alarmantes estadísticas de muertes por accidentes de tránsito, las deficiencias en el sistema de salud, el descredito en el sistema de justicia, la necesidad de una educación de calidad y, en el orden económico, el imperativo de crecer para atender a viejas demandas y a una pesada carga de deuda externa.

A la lista pudiéramos agregarle mil detalles y todos caben. Lo más importante es hacer conciencia de que todos estamos convocados a trabajar para cambiar cada uno de los aspectos que tienen que ver con la mejoría en las condiciones de vida de los que hoy habitamos este terruño que se llama República Dominicana y por los que vendrán después.