El intercambio comercial, que se realiza cada lunes y viernes en la frontera entre Haití y la República Dominicana por Dajabón, es prácticamente nulo, de acuerdo al reporte de nuestro corresponsal Carlos Bueno.

Además de suspender el intercambio comercial, los camioneros bloquearon las proximidades del mercado, colocando camiones afiliados a la Federación Nacional de Transporte Dominicano (Fenatrado).

El flujo de compradores y vendedores se redujo tanto como se fortaleció la seguridad policial en esta parte de la frontera.

En las carpas colocadas en medio de la vía se leían frases como “rechazamos el boicot”, las cuales promueve la Asociación de Distribuidores de Pollos.

Freddy Morillo, de la Asociación de Comerciantes de Dajabón, reiteró sus cuestionamientos a la medida aplicada por las autoridades haitianas.

De su lado, afiliados a la Asociación de Comerciantes del Norte de Haití decidieron apoyar el paro de ese lado de la frontera, lo que justifica la mínima presencia de haitianos “cruzando” para suelo dominicano.

Boisne Jasard, de la Asociación de Detallistas, dijo que la medida de su gobierno solo afecta a los más pobres de su nación y que el hecho de que los productos lleguen por la vía área y acuática solo encarece el costo de la mercancía.

En la lista de 23 productos vedados está las harinas, aceite comestible, pastas alimenticias, arroz, plátanos, guineos, yuca, batata, auyama, tayota, detergentes y embutidos, así como huevos, jugos y agua potable. También materiales de construcción.