El candidato presidencial Luis Abinader declaró hoy que la razón que lo motiva a ser presidente de la República es su convicción de que el pueblo dominicano puede y merece vivir mejor, con mayor calidad de vida, lo cual está seguro de que empezará a producirse tan pronto gane las próximas elecciones.

Abinader aseguró que los sectores empresarial y laborar están produciendo las riquezas, pero lamentablemente gobiernos como el del presidente Danilo Medina no ejecutan una buena calidad del gasto público y derrochan cuantiosos recursos en dispendio y acciones politiqueras que no mejoran la salud y la seguridad social, educación de calidad, seguridad en las calles, hacer bajar el alto costo de la vida, fomentar y contribuir a que el sector privado fomente más empleos, entre otros aspectos.  

Abinader expuso que va a la Presidencia de la República a hacer el gobierno más eficiente y menos costoso, para lo cual reestructurará el aparato gubernamental, fusionando algunas instituciones y readaptando otras para mejorar los servicios a la gente, actuando siempre en el marco de la Constitución y las leyes.

Reiteró que eliminará toda la burocracia infuncional del gobierno, eliminado o recortando trámites y creando leyes que hagan más dinámico el servicio estatal para incentivar las inversiones y el emprendimiento que generan empleos.

Consideró un gran despropósito que en los tres años y meses de ejercicio, el gobierno del presidente Medina haya incrementado la deuda pública en 37 mil millones de pesos, una suma fabulosa que no ha contribuido a mejorar la calidad de vida del pueblo.

Dijo que pese a eso República Dominicana se mantiene encabezando los rankings mundiales como uno de los países de peor desempeño, como se acaba de mostrar al informarse que estuvo entre las naciones que no pudieron cumplir adecuadamente los Objetivos de Desarrollo del Milenio.

Abinader citó entre lo que denominó “los tantos e increíbles absurdos” del gobierno del presidente Medina que no aprovecharan las sugerencias que hicieron técnicos del PRM, economistas independientes y dirigentes empresariales para modificar en beneficio del pueblo la Ley de Gastos Públicos para 2016.

Abinader insistió en que de atender las sugerencias del PRM la administración Medina pudo duplicar la inversión social y aumentar los sueldos mínimos de policías y militares, como parte de una estrategia para mejorar la seguridad ciudadana.