Al atleta paralímpico Oscar Pistorius sólo le queda esperar. En el tercer día de juicio el doble amputado y excorredor olímpico protagonizó dramáticos momentos en un nueva audiencia luego de que la Suprema Corte de ese país declarara que la muerte de su novia Reeva Steenkamp fue asesinato, no homicidio culposo como se había declarado antes.

Los familiares de su novia testificaron y hablaron del dolor irreparable y profundo que les causó la pérdida de Steenkamp. La prima de la novia del atleta dijo que ella no lo amaba y que el asesinato cambió por siempre a su familia.

 Por su parte, el padre de Steenkamp dio un desgarrador testimonio sobre cómo todos los días piensa en ella.
Fue la primera vez que el padre testificó en tres años de batalla legal que han transcurrido desde que en febrero de 2013 Pistorius mató a Steenkamp disparándole a través de la puerta del baño porque, según él, la confundió con un intruso.

Barry Roux, abogado de Pistorius, le pidió al atleta que se cambiara de ropa y se pusiera unos pantalones cortos y una camiseta. Luego le indicó que se acercara al juez, se quitara sus prótesis y permaneciera de pie frente a la corta mientras Roux describía los eventos de esa noche. Después de unos minutos Pistorius tuvo que arrodillarse y empezó a llorar.

No es la primera vez que el atleta llora en la corte, ni la primera vez que lo hace en esta nueva audiencia. Mientras los testigos repasaban los hechos de esa noche Pistorius lloraba en su puesto.

Roux le dijo a la corte que considerara que una persona discapacitada tiene más problemas en la cárcel. Aclaró que sabía que debe haber un castigo pero que “por su discapacidad y vulnerabilidad, por su perfil público” básicamente deben ponerlo “en aislamiento”.

El abogado destacó que Pistorius aceptó la responsabilidad por sus acciones y pidió que se tomara en cuenta que en el momento en el que disparó estaba asustado y se sentía vulnerable por su condición. “La corte ya ha aceptado que es una persona con un desorden de ansiedad, como lo describió el doctor Foster, que se pone más ansiosa cuando enfrenta un peligro”.

La defensa busca que se reduzca el tiempo de Pistorius en la cárcel y para ello han presentado argumentos como que el atleta mostró arrepentimiento, perdió a un ser querido por su propia mano, es vulnerable física y mentalmente, perdió su carrera, ya ha pagado financiera y emocionalmente, pidió perdón a la familia y actualmente está estudiando derecho en internet, por lo que tendría que detenerse si va a prisión.

El exvelocista paralímpico y olímpico fue sentenciado a cinco años de prisión por homicidio en el 2014, por matar a su novia, Reeva Steenkamp, en el día de San Valentín hace dos años.

La audiencia terminó este miércoles y la sentencia se leerá el próximo 6 de julio. CNN