Los Mets de Nueva York anunciaron la firma del torpedero dominicano José Reyes con un contrato de liga menor, según anunciaron en comunicado escrito este sábado.

Reyes se reportará al equipo Brooklyn Cyclones, filial Clase A de los Mets en la Liga New York-Penn este domingo, y se espera que participe en el partido pautado para las 4:00 pm ET en Coney Island.

El gerente Sandy Alderson estimó que Reyes jugará por un periodo de siete a 10 días en las menores antes de ser subido al equipo grande. Con toda probabilidad será movido al equipo Doble A Binghamton o Triple A LAs Vegas luego de un segundo juego con Brooklyn el lunes.

Los Mets fueron los que firmaron originalmente a Reyes en 1999 cuando era un adolescente en la República Dominicana. Fue miembro de la organización por una docena de años, llegando a ganar el cetro de bateo de la Liga Nacional en 2011, y luego se fue a la agencia libre y consiguió un acuerdo de seis temporadas y $106 millones con los Marlins de Miami.

Reyes fue arrestado el 31 de octubre luego de un altercado físico con su esposa en el Four Seasons Resort Maui en Wailea, Hawai. Se alega que agarró a su esposa, Katherine, por el cuello y la empujó hacia una puerta de cristal en su habitación de hotel.

La esposa de Reyes declinó cooperar con los fiscales, y un juez en Hawai desestimó formalmente los cargos contra Reyes en abril.

Las Grandes Ligas suspendieron a Reyes sin paga hasta el 31 de mayo por haber violado su política de violencia doméstica. Reyes dejó de ganar $6.25 millones en salaries como resultado de la suspensión.

Los Rockies serán responsables por los $39 millones que restan por pagar del contrato de Reyes, menos una porción prorateada del salario mínimo de Grandes Ligas de $507,500, cantidad que será responsabilidad de los Mets.

Reyes podría fungir como primer bate del equipo, un rol que cumplió a cabalidad con los Mets en su primera estancia con el equipo.

Reyes apenas tuvo porcentaje de embasamiento de .310 la pasada temporada con los Azulejos de Toronto y con los Rockies, pero logró robarse 24 bases en 116 juegos.

Los Mets han tenido problemas para manufacturar carreras y sufren de falta de velocidad. David Wright, quien está fuera de juego de forma indefinida tras sufrir una cirugía para repararle un disco herniado en el cuello, es el líder del equipo en robos con 3 estafadas. ESPN