La Policía Nacional informó que no ha podido comprobar la violación colectiva de la que supuestamente fue víctima un ex convicto en la cárcel preventiva de Higüey cuando se negó a pagar un “peaje”, como han denunciado medios de comunicación esta semana.

Según la denuncia, el hombre fue abusado sexualmente por más de una veintena de presos durante un fin de semana que estuvo recluido en el penal.

Todos los presos de la cárcel, donde supuestamente ocurrió el hecho, han sido interrogados y nadie ha podido demostrar que ocurriera la violación, según dijo el vocero de la Policía, Nelson Rosario.

Explicó que el supuesto abusado es un dominicano que se dedicaba a viajar con documentos falsos y que llegó al penal detenido por Migración.

Según informaciones que  fueron ofrecidas por el comandante de Higüey, coronel Aquino, se presume que el hombre se prestara como “mula” para transportar drogas en su estómago. Esto debido a que a su llegada vomitó “una flema blanca”, lo que hizo que fuera llevado al médico que posteriormente le regresó al penal.

Rosario informó que el detenido no comunicó la violación a las autoridades carcelarias, sino que la denuncia fue hecha por sus abogados luego de que el hombre saliera de la cárcel.

En sus declaraciones, Rosario no hizo referencia a lo que los médicos dijeron sobre la supuesta flema y tampoco dijo si se han comunicado con el personal de salud que supuestamente atendió al hombre a su salida de la cárcel por las secuelas de la agresión.

Cuestionado sobre la puesta en libertad de la presunta “mula”, Rosario dijo que se trata de un asunto judicial y no policial ya que “a nosotros lo que nos preocupa es la parte que corresponde a la Policía. Los actores del sistema cada uno tiene su responsabilidad y nosotros tenemos una raya la cual respetamos”.