Logo Proceso.com.do
Martes, 30 de Noviembre, 2021

Las calles de SD, instituciones, centros comerciales y demás entidades se iluminan con la entrada de la navidad

Las calles de Santo Domingo, instituciones del Estado, centros comerciales y demás entidades, se iluminan con la entrada de la navidad que comienza a sentirse con la brisita de noviembre, y que esta vez tiene nuevos elementos incluidos como la controversial réplica de la Torre Eiffel frente a la Plaza de la Bandera y otros que ya no están como el espectáculo Brillante Navidad, en el parque Iberoamérica.

Lo que si permanece como cada año, es la tradicional venta de los denominados charamicos en la avenida Winston Churchill y otras del Gran Santo Domingo, actividad que sustenta a familias que se dedican esa práctica desde hace décadas.

Aunque la venta de charamicos inicia a finales de octubre, el proceso de fabricación de los mismos comienza desde los primeros meses del año, con la selección y corte de árboles utilizados para las figuras navideñas, que pueden costar hasta doce mil pesos.

Pese a que los vendedores se quejan de que las ventas han bajado este año con relación al anterior, afirman que en un día regular pueden llegar a vender por encima de diez mil pesos.

Como parte de los afanes de la época más alegre del año, las personas se apresuran a comprar adornos para la decoración de sus hogares y expresan que pasarla en familia forma parte de sus propósitos para esta navidad.

“Lo más importante para mí en esta época es pasarla en familia” expresó Evelyn Fabré, quien compraba adornos para su decoración navideña en un centro comercial del Distrito Nacional.

Y lo que nunca puede faltar en navidad es el tradicional lechón o cerdo asado, plato que aunque se vende durante todo el año, tiene una mayor demanda en los días de diciembre. Puede tener un costo de hasta 8 mil pesos, dependiendo del peso del animal.

Tampoco podían ausentarse los eternos vendedores de frutas, que sus apetitosas manzanas y uvas atraen a los que pasan cerca de sus puestos, generalmente instalados en las aceras.

Entre merengues bien movidos, reuniones familiares y otras actividades propias de la época, la gente se prepara para dar la bienvenida al año 2017, que ha de venir cargado de prosperidad y éxitos. 

Subscribete a nustro canal de YouTube