Logo Proceso.com.do
Sábado, 27 de Noviembre, 2021

Este año llegaron 2 mil 216 ex convictos dominicanos repatriados por EE. UU.

El Servicio de Inmigración y Aduanas de Estados Unidos, deportó este martes  el último grupo de repatriados de este año, ascendente a 58 ex convictos dominicanos, después que cumplieron condenas por la comisión de diferentes delitos federales, entre ellos tráfico de drogas homicidios, falsificación y violación.  

Con este operativo se suspenden las deportaciones hasta enero de 2017, la cual según las estadísticas ofrecidas por las autoridades de migración en el presente año suman 2, 216 la cantidad de dominicanos que las autoridades norteamericanas repatriaron al país durante el presente año.

 “Ya a nosotros no informaron que las deportaciones se detendrán hasta que pasen las fiestas navideñas” reveló un funcionario del organismo en la terminal de Las Américas, que rehusó ser identificado. 

Mientras que algunos de los 58 ex presidiarios que llegaron este martes, mostraron su alegría de haber sido deportados en esta fecha para  pasar las navidades junto a sus familiares. 

 “Yo me siento feliz y contento porque tenía 9 años preso en una cárcel de Estados Unidos, y ahora voy a pasar por fin las navidades con mi esposa e hijos que residen aquí en Santo Domingo”, señaló el recluso Bienvenido Ortiz Sánchez. 

Otro de los reclusos, Rubén Mateo Castillo,  señaló al hablar por una de las ventanilla del autobús que los transportó desde el aeropuerto hacia la Dirección General de Migración que es “sumamente es duro y triste pasar las navidades metido en una celda preso, pero gracias a Dios que ya estoy libre y junto a mi familia”.  

Mateo Castillo narró que cumplió diez años en una prisión de máxima seguridad en el Estado de Texas, acusado de tráfico de narcóticos y otros delitos. Eso son errores que uno comente cuando es joven en busca de mejorar la situación y de obtener dinero rápido.

“Me atraparon y esa fue la consecuencia una larga pena de 10 años alejado de mi familia y de la gente que me amaba, pero gracias a Dios estoy vivo y sano y vengo a reintegrarme a la sociedad,  a mostrar que estoy arrepentido de lo que hice y que mis aspiraciones ahora son  de ser una persona productiva y de bien”, declaró.          

El grupo llegó  en un avión fletado por las autoridades estadounidenses y escoltados por cinco agentes federales que los entregarán a funcionarios de Migración y a oficiales de los diferentes organismos de seguridad y a la Policía de servicios en el AILA.

Los mismos  estaban recluidos  en cárceles de Nueva York, Boston, Los Ángeles, California, Filadelfia, San Antonio, Texas, Massachusetts, Miami, Florida y otros lugares de Estados Unidos, donde aún hay cientos de dominicanos en prisión.

Algunos cumplieron condenas oscilantes entre los ocho y quince años de prisión, vinculados especialmente por las autoridades en el tráfico y venta de drogas, homicidios y otros delitos.    

Subscribete a nustro canal de YouTube