Logo Proceso.com.do
Miércoles, 17 de Agosto, 2022

Inundaciones mantienen a decenas de familias viviendo bajo carpas en SDN

República Dominicana-Totalmente a la intemperie han dejado las lluvias a cientos de familias en el Gran Santo Domingo, que viven próximo a ríos o cañadas que con frecuencia se desbordan.

Tal es el caso de los residentes en el sector Los Coordinadores, en Santo Domingo Norte, quienes desde hace diez días viven bajo lonas, con las pocas pertenencias que lograron rescatar, de las aguas desbordadas del  río Ozama inundara sus casas.

Las más de 260 familias afectadas, reconocen que han sido asistidas con alimentos cocidos por parte de los Comedores Económicos y la alcaldía de esa demarcación. Sin embargo, manifiestan que más ayudas del momento necesitan ser desalojados y reubicados, ya que cada vez que se registran intensas lluvias viven el mismo drama.

“Ya tenemos diez días aquí, agradecemos a los Comedores Económicos y al ayuntamiento, que todos los días nos traen la comida cocinada, también a la Defensa Civil que no nos ha dejado solos, pero pedimos al gobierno que nos saque de aquí, que cada vez que llueve es lo mismo, que venga y haga una de esas Visitas Sorpresa que él hace”, manifestó Alvina Santana, quien perdió la mayoría de sus pertenencias.

Similar es la situación de los residentes en el sector Los Pabellones, en Pedro Brand, quienes no han tenido sosiego desde que empezaron las lluvias que provocaron el desbordamiento de una cañada, cuyas aguas  inundaron sus casas.

“Mira como estamos y el sindico de aquí solo vino en tiempos de campaña, da vergüenza que este municipio tiene cuatro diputados y nadie hace nada por nosotros”, manifestó Ramón Pascual Gómez, residente Los Pabellones, Pedro Brand.

En Los Pabellones, antiguo hospital siquiátrico Roberto de la Cruz Lora, residen más de 600 familias, la mayoría de las cuales se queja del poco apoyo que han recibido de las autoridades, tanto municipales, como gubernamentales.

La situación de las familias afectadas en estas y otras zonas del país podría tornarse aun peor, pies aunque la vaguada sobre el territorio dominicano se aleja, la Oficina Nacional de Meteorología advierte que las lluvias continuarán durante las próximas 24 a 48 horas.

En ese sentido, el Centro de Operaciones de Emergencias mantiene en alerta roja a dos provincias, diez en amarilla y siete en verde.

En alerta roja están las provincias Duarte, en especial el Bajo Yuna, y San Cristóbal. Mientras que en amarilla se mantienen Monte Plata, Moseñor Nouel, San José de Ocoa, María Trinidad Sánchez, La Vega, El Seibo, La Altagracia, Hato Mayor, San Pedro de Macorís y Sánchez Ramírez.

En verde está Samaná, Santiago, Peravia, Barahona, El Gran Santo Domingo, Azua y Hermanas Mirabal.

Mientras, 3, 402 viviendas están afectadas, 17 mil 10 familias han sido desplazadas a casas de familiares y amigos y 349 a albergues oficiales.

Asimismo, 55 comunidades permanecen aisladas y 42 acueductos se encuentran fuera de servicio, afectando a más de 700 personas.

 

Subscribete a nustro canal de YouTube