LIMA, PERU.-El presidente de Perú, Pedro Pablo Kuczynski, presentó renuncia a su cargo tras un año y siete meses en el cargo, en medio de una crisis a raíz de los videos y audios que muestran a sus aliados intentando comprar votos de congresistas opositores para evitar su destitución, confirmaron fuentes del Gobierno.

Según medios peruanos, la dimisión se produce momentos en que legisladores opositores y algunos que abandonaron el oficialismo pidieron la renuncia del presidente de Perú, antes de la sesión del Congreso del jueves, en la que se votará sobre su destitución.

En una jornada vertiginosa, marcada por las revelaciones recogidas en las imágenes y las reacciones políticas, el país recordó las épocas del final del Gobierno de Alberto Fujimori (1990-2000), donde la publicación de grabaciones que recogían la compra de diputados para que estos apoyaran al mandatario terminaron por acabar con su régimen.

Al menos diez diputados que iban a apoyar a Kuczynski en la moción habían solicitado su dimisión inmediata, entre ellos tres legisladores que entraron al Parlamento por el partido del presidente, mientras arreciaban los pedidos en todas partes para que este diera un paso al costado.

Kuczynski, de 79 años, dejará el cargo, que asumió el 28 de julio de 2016, luego de que su dimisión sea aceptada por el Congreso y, de acuerdo con la Constitución, debe ser sustituido por su primer vicepresidente, el ingeniero Martín Vizcarra, quien también es el actual embajador peruano en Canadá.

Un asesor presidencial dijo que el presidente Pedro Pablo Kuczynski ofreció su renuncia al Congreso de Perú antes de una votación en la que los legisladores debían decidir si lo destituían por supuesta corrupción.

La presión para que Kuczynski renuncie había crecido luego de que varios de sus aliados fueron grabados en video presuntamente intentando comprar votos en el Congreso para evitar su destitución.

PPK, como popularmente se le conoce al renunciante presidente peruano, había ya sobrevivido a un intento de destitución por parte del Congreso, tras ser implicado en el escándalo de corrupción y sobornos de la constructora brasileña Odebrecht.

Se dice que fruto de una negociación con parte de la oposición que domina la familia Fujimori, PPK evitó su destitución a cambio de un indulto al ex presidente Alberto Fujimori.