SANTO DOMINGO.-El Asesor del Poder Ejecutivo en materia de Drogas, doctor Fidias Aristy, afirmó que el sonado caso Odebrecht es el primer gran desafío que tienen las autoridades  en torno a la Ley de Lavado de Activos.

“Vienen debates grandes sobre la acusación contra los encartados en el caso Odebrecht”, subrayó Aristy al ser entrevistado en Diálogo Urgente, por EN TELEVISION.

Aclaró que la Ley de Lavado de Activos no es importada, como se ha querido  hacer ver.

Dijo que un aspecto que será muy debatido durante el proceso contra los encartados en caso de recibir sobornos de Odebrecht será  la autonomía del delito o crimen del lavado de activos.

Fidias Aristy recordó que el delito de lavado de activos se vinculó al tráfico de drogas de manera exclusiva, pero luego a actos criminales  de diferentes tipos.

Manifestó que prescriben los casos de corrupción administrativa, pero  no prescriben los casos de lesa humanidad.

El Asesor del Poder Ejecutivo en Materia de Drogas dijo que hay abogados que sostienen que  el lavado de activos no tiene categoría de delito autónomo, sino que hay que probar el delito fuente, como la prevaricación  para generar esos recursos.

Explicó que las  actividades lícitas de los encartados en el caso Odebrecht  no pueden entrar en investigación, sino que el procurador general de la República dijo que sus recursos desbordaban.

Sostuvo que en el caso de propiedades inmobiliarias no debe haber objeción a que se pague a través de instrumentos financieros, se persigue el destinatario final del bien adquirido.

Manifestó que en puntos de comercio se presume que no existía la vulnerabilidad tan alta. “La ley tiene que tener alto sentido de gradualidad de parte de las autoridades  crear un cultura que no persiga la sanción sino la laxitud delas actividades”, precisó Fidias Aristy.

Asimismo,  dijo que  el narcotráfico permea todos los sectores y ni la justicia está exenta de ser penetrada.