• Gasolina premium: RD$226.00
  • Gasolina regular: RD$212.00
  • Gasoil premium: RD$185.90
  • Gasoil regular: D$171.50
  • Gas Licuado de Pretrolio (GLP): RD$92.30
  • Gas natural: RD$28.97
X
  • Venta dólar: $50.95
  • Compra dólar: $50.67
  • Venta euro: €58.15
  • Compra euro: €56.56
X
25 de Junio, 2019
Por:  - lunes 31 diciembre, 2018

En el 2019 ¿jugarán todos o se romperá la baraja?

A casi 17 meses de distancia para los comicios Presidenciales del 2020 y, a menos de 14 para las elecciones municipales, el 2019 se vislumbra políticamente tan activo, como el 2018 que despedimos.

Todo comenzó en marzo, cuando el Partido Revolucionario Moderno, con múltiples precariedades, realizó su convención para escoger a sus nuevos dirigentes, resultado ganadores de la Presidencia y la Secretaría General José Ignacio Paliza y Carolina Mejía, quienes asumieron posiciones el 14 de junio.

Al mes siguiente, en abril, aparecen las primeras encuestas del año hechas por ASISA, ubicando a Leonel Fernández, Luis Abinader y Margarita Cedeño como los favoritos de los electores.

En el trayecto y, enfilados muchos en la carrera hacia el 2020, se adelantó Francisco Domínguez Brito a sus compañeros en el Partido de la Liberación Dominicana, renunciando como Ministro de Medio Ambiente, para el 26 de abril presentar su proyecto presidencial.

El tímido efecto que comenzó a experimentar el anuncio del exprocurador, quedó atrapado entre el debate que comenzando mayo se generó alrededor de los escáneres utilizados en las elecciones del 2016 por la Junta que presidió Roberto Rosario.

Sin embargo, el panorama político siguió su agitado curso y, en el mismo mayo Reinaldo Pared Pérez, secretario general del PLD y presidente del Senado, reactivó su estructura política y oficializó sus aspiraciones presidenciales, al igual que en ese mismo mes lo hizo su compañero de Partido, el mocano Carlos Amarante Baret, sustituido en el Ministerio de Educación por el excanciller Andrés Navarro, que también aspira a la Presidencia de la República, pero sin desesperación y condicionado a lo que decida su jefe en el Gobierno.

Entre uno y otro movimiento en los partidos, la Junta Central Electoral entendió que el caso se le iba de las manos y, decidió su Pleno, el 20 de junio, suspender las actividades proselitistas, medida que fue calificada de ilegal por varios dirigentes políticos.

En el caso del expresidente Leonel Fernández, no solo rechazó la disposición del organismo rector, continuando con sus visitas de contacto por los barrios, si no que, sin que se pensara en una rebelión, reunió a sus seguidores el 26 de agosto en el Palacio de los Deportes y confirmó su decisión de volver al ruedo en busca del solio Presidencial, presentando como aval más de un millón de firmas de electores.

El acto de Leonel se llevó a cabo luego de que en junio su adversario Hipólito Mejía sazonara el ambiente político, amenazando con decir cosas que el país no sabe de Leonel Fernández, a quien definió como un muerto político.

En medio del “amagar y no dar” de Hipólito y, la defensa de la vicepresidenta a la vida política de su esposo, el exministro de Industria y Comercio, Temístocles Montás, que no lo amilanó ni el escándalo Odebrecht, afilaba sus cañones para anunciar en octubre que él también aspira a la candidatura presidencial por su partido, el PLD, promoviendo en su discurso la alternabilidad.

Entre los tantos casos y las muchas cosas que marcaron el 2018 en el oficialista Partido de la Liberación Dominicana, es imposible no reseñar los problemas con la justicia del senador Félix Bautista y Víctor Díaz Rúa, obligando a su compañero de Partido, Reinaldo Pared Pérez, a imponer su jerarquía como secretario general y, suspenderlos de las Secretarías de Organización y de Finanzas, respectivamente.

En agosto, el presidente Danilo Medina concede, en su casa de Gobierno, una entrevista y, olvidando otra vez sus promesas anti-reeleccionistas, deja pendiente para marzo del año próximo, aclarar su posición sobre el tema, a pesar de que la Constitución lo excluye como eventual candidato a la Presidencia para el 2020.

Pero, los industriales se adelantaron en advertir que no apoyan una reforma constitucional con el único fin de permitir la reelección presidencial, mientras el Tribunal Constitucional declaraba inadmisible  el recurso sometido por el reformista Fredermido Ferreras, contra el artículo transitorio que veta una eventual repostulación del “sabio político” de Arroyo Cano.

Es el mismo Tribunal Constitucional que preside Milton Ray Guevara, que reconoce la presidencia de Miguel Vargas en el Partido Revolucionario Dominicano y devuelve al Superior Electoral la sentencia que anuló la asamblea donde se modificaron los estatutos del Partido del Jacho.

Por lo visto, el 2018 fue el año de los partidos en las Altas Cortes y, es que comenzando octubre, el Tribunal Superior Electoral ratificó la presidencia de Federico –Quique- Antún en el Reformista Social Cristiano, rechazando una demanda en nulidad de la reunión del 29 de abril, incoada por una facción contraria que encabezan Víctor –Ito- Bisonó y Jocesito Hazim…El 15 del mismo octubre, el Tribunal Superior Electoral anuló la Comisión Ejecutiva que eligió  a Ito y a Hazim Frappier.

Rumbo al proceso del 2020 y ya con una Ley de Partidos en las manos, el Pleno de la Junta Central Electoral decide otorgar a las organizaciones políticas un plazo de 75 días para que informen la modalidad de primarias a utilizar para escoger sus candidatos a posiciones electivas…los partidos pidieron más tiempo y, más tiempo se les dio.

Ambientito.

A propósito del tan promovido y esperado, aunque complejo torneo que habrá de desarrollarse en mayo del 2020, el expresidente Hipólito Mejía se fue en septiembre a su casa campestre, en San Cristóbal, no a compartir un dominó…El llamado Guapo de Gurabo convocó a un pequeño grupo de amigos y parientes cercanos, para presentar la que definió la candidatura de la transición, 14 años después de haber sido desplazado del Poder y luego de dos fallidos intentos de retorno.

Además de complejo, como han advertido políticos y politólogos, el proceso venidero tendría otras características, más allá de la combinación de colores, a partir de los primarios y tradicionales Colorao, Blanco y Morado y Azul…A la competencia por el control del Poder también se enfiló el nieto del dictador Rafael Leónidas Trujillo, ofertando una propuesta que prioriza erradicar con “mano dura” los problemas que enfrenta el pueblo.

Aunque no es del agrado de los que critican los “paros sorpresas” de las rutas del transporte que controla a través de Fenatrano, el exdiputado Juan Hubieres anunció en octubre su precandidatura presidencial por el Frente Amplio, momentos en que con iguales propósitos, la ex ministra de Trabajo, Maritza Hernández, desafiaba el machismo peledeista.

Con los peledeistas ya “tirados” a las calles, en una intensa lucha por la candidatura presidencial, el 27 de octubre el Comité Central, en una asamblea que no duró diez  minutos, aprobó las primarias abiertas y simultaneas para la selección de sus candidatos, poniendo fin a una agria disputa entre seguidores de Leonel y colaboradores de Danilo.

El PRD se transó por primarias abiertas, pero solo a nivel de la candidatura presidencial, con el padrón de la Junta…El Partido Revolucionario Moderno se decidió por primarias cerradas…El Partido Verde proclamó a Karim Abu Nava´a como su candidato presidencial, lo que ya era “un secreto a voces”, aunque persiste la duda sobre si hubo dinero por el acuerdo y, de cuantos millones habría sido la transacción.

El 11 de noviembre, mientras se empeñaba Antolín Polanco en aclarar que en el Partido Verde no se le “tocó” a la tentadora oferta de 20 millones que hizo El Príncipe por la candidatura presidencial, el Movimiento Marcha Verde demostraba ser buena madre y, dio a luz a la Coalición Democrática, encabezada por algunos de sus miembros.

Viendo  el complejo y hasta jocoso escenario, los reformistas apuraron el paso y, el 25 de noviembre “tocaron la bola por tercera” y sorprendieron a muchos, cuando escogieron la convención de militantes como modalidad para escoger a sus candidatos.

Así como a finales de noviembre encendió el presidente Medina las luces del Palacio Nacional, dispuestas por primera vez al disfrute del público hasta el siete de enero, igual arrancó diciembre; encendio en el ámbito político…En Santiago, el alcalde Abel Martínez, miembro del “Poderoso” Comité Político del PLD, llevó su gente al Club Sameji y ratificó su apoyo a Leonel Fernández, el mismo día que en Santo Domingo, específicamente en el Palacio de los Deportes Virgilio Travieso Soto, Carlos Amarante Baret se juntó con sus seguidores y los de Danilo Medina, para lanzar fuego contra quien por varios años fue su jefe político y de Gobierno.

Al finalizar el 2018 sigue igual de indefinido el panorama político dominicano, pese a que algunos de sus actores dicen tenerlo todo claro…Un PRD amarrado a un Gobierno de Unidad Nacional, aunque promoviendo la idea de llevar candidaturas propias…Un PLD empeñado en no dejarse desplazar del Poder, pero gravemente afectado por conflictos internos; un Partido Reformista sin mucha fuerza para recuperarse y jugar un papel como lo hacía en tiempos de Balaguer y, un PRM que, según encuestas, es la principal amenaza del “reinado” peledeista, que en el 2020 cumple 16 años.

Para el año 2019 las expectativas son muchas…Los partidos están convocados para este lunes al organismo rector de comicios, para coordinar logística, tecnología y apropiación de fondos de cara al proceso de primarias pautado para el 6 de octubre…Pero antes, una respuesta interesante se espera en la política para principios de año : Cuál será la posición que fijará en marzo el presidente Medina sobre un tema que le generó a Víctor Gómez Casanova una amonestación en el PRD?.

En la respuesta del mandatario y en la explicación de Gómez Casanova sobre su amonestación por reeleccionista, están concentradas las mayores expectativas, en el ámbito político nacional.