16 de Febrero, 2019
Por:  - jueves 17 enero, 2019

Irving llamó a LeBron James y le pidió excusas por las críticas que le realizó

BOSTON.-El escolta de los Boston Celtics Kyrie Irving dijo que luego de sus arrebatos contra el entrenador Brad Stevens y el delantero Gordon Hayward en la cancha al final de la derrota del sábado del Orlando Magic, y luego de criticar a los jóvenes jugadores de Boston, llamó a LeBron James y se disculpó por la forma en que manejó las críticas de James cuando los dos eran compañeros de equipo en Cleveland Cavaliers.

“Obviamente, esto fue un gran problema para mí, porque tuve que llamar a [LeBron] y decirle que me disculpara por ser ese joven jugador que quería todo lo que tenía al alcance de la mano, y quería todo a mis pies”, dijo Irving después de anotar 27 puntos y logrando un récord de 18 asistencias en la victoria en casa 117-108 de Boston sobre los Toronto Raptors el miércoles por la noche.

“Quería ser el chico que nos llevara a un campeonato. Quería ser el líder. Quería ser todo eso, y la responsabilidad de ser el mejor del mundo y liderar a tu equipo es algo que no está hecho para mucha gente.

“[LeBron] Fue uno de esos tipos que vinieron a Cleveland e intentaron mostrarnos cómo ganar un campeonato, y fue difícil para él, y algunas veces sacar el máximo provecho del grupo no es lo más fácil del mundo”.

El descontento del sábado fue el último de una serie de situaciones en esta temporada en las que Irving ha regañado a los jóvenes jugadores del equipo, de alguna forma o moda, por su juego.

Mientras Boston ha luchado por cumplir con sus expectativas de pretemporada, luego de la victoria del miércoles, los Celtics tienen ahora un récord de 26-18 y permanecen en el quinto lugar en la clasificación de la Conferencia Este.

Irving ha citado repetidamente a la juventud e inexperiencia del equipo como algo que Boston necesita mejorar para llegar a donde quieren.

La combinación de Irving frustrado con la jugada que Stevens anotó con Boston perdiendo por dos puntos en los últimos segundos de la derrota del sábado, su reacción cuando Hayward le pasó el balón a Jayson Tatum y Tatum perdió el tiro final, y las cosas que dijo después del juego, sin embargo, crearon una tormenta de fuego que duró todo el fin de semana.