• Gasolina premium: RD$227.40
  • Gasolina regular: RD$213.30
  • Gasoil premium: RD$188.20
  • Gasoil regular: D$174.00
  • Gas Licuado de Pretrolio (GLP): RD$91.60
  • Gas natural: RD$28.97
X
  • Venta dólar: $51.12
  • Compra dólar: $50.82
  • Venta euro: €58.61
  • Compra euro: €57.08
X
18 de Julio, 2019
Por:  - viernes 19 abril, 2019

La presencia de bañistas fue escasa este Viernes Santo en balnearios de Bonao

BONAO, RD.-La presencia de vacacionistas fue mínima este viernes Santo en balnearios de Villa Altagracia y Bonao, donde la sequía que hace varios meses afecta al país causa estragos, disminuyendo el caudal de los ríos.

Mientras algunos decidieron conmemorar el viernes Santo con misas y procesiones, otros prefirieron guardarlo en sus casas, y hay quienes optaron por recrearse en algunos de los balnearios de estos dos municipios.

Aunque no fue tan masiva la presencia de bañistas en ríos como Fula y Blanco en Bonao, quienes decidieron darse un chapuzón disfrutaron al máximo el ambiente, amenizado por las actividades recreativas organizadas por el Ministerio de Deportes.

Santiago Santos, relacionista público MIDEREC en Bonao, explicó que ese Ministerio organiza hasta el domingo de resurrección, torneos de volibol, dominó y otras actividades recreativas.

Mientras los vacacionistas disfrutaban del buen ambiente, los organismos de socorro y otras instituciones se encargaban de mantener el orden y la limpieza, entre ellas La Defensa Civil, que a través de su representante en Fula, Iris Suriel, señaló que tratan de impedir el ingreso al caudal del Río de bañistas con botellas de vidrio, y se impide el acceso a zonas de peligro.

El poco flujo de bañistas durante el viernes Santo, se reflejó de manera directa en las ventas de quienes comercializan pescado, empanadas, yaniqueques y otros alimentos.

Aunque en balnearios como El Salto, en Villa Altagracia, la asistencia de bañistas fue más notoria, los efectos de la sequía se han dejando sentir, disminuyendo el caudal de los afluentes e impidiendo el pleno disfrute de los visitantes.

Mientras los ciudadanos disfrutaban, los organismos de socorro e instituciones del orden se encargaban de garantizar el orden y la seguridad, con puestos en cada entrada y salida de los lugares de entretenimiento.