• Gasolina premium: RD$226.20
  • Gasolina regular: RD$211.40
  • Gasoil premium: RD$190.70
  • Gasoil regular: D$179.40
  • Gas Licuado de Pretrolio (GLP): RD$94.00
  • Gas natural: RD$28.97
X
  • Venta dólar: $52.33
  • Compra dólar: $51.90
  • Venta euro: €58.32
  • Compra euro: €57.00
X
17 de Octubre, 2019
Por:  - martes 04 junio, 2019

Los "demócratas constitucionales" en retirada

No salimos del asombro con la genialidad que ahora se inventó un grupo dentro del Partido de la Liberación Dominicana, donde proponen nada menos que repetir las mismas candidaturas al congreso y las alcaldías, en lo que se denomina cuota de reserva de esa organización política, porque hasta ahora habían sostenido un discurso agresivo en la defensa de una Constitución, que nadie ha hablado de violarla, y se dedicaron a difundir que ellos eran los guardianes de una democracia que no esta peligro.

Y es que lo que propone la llamada corriente “leonelista”, es nada menos que en las primarias convocadas para el próximo 6 de octubre, no se presenten a competencia todas las senadurías, diputaciones y alcaldías que están en manos del PLD y sus aliados, de modo que se garantice la repetición de los mismos nombres que han estado en el congreso por años, sin dar la oportunidad que se revaliden los liderazgos locales al someterlos a una competencia con el padrón universal de electores.

Es decir, que volvamos varios pasos atrás en lo que ya se ha avanzado en la apertura del partido de gobierno a una nueva generación política, para algo se aprobó abrir el padrón a los que se quieran inscribir, se aprobaron las elecciones primarias abiertas, se ha dado paso a una serie de funcionarios medios jóvenes, que son lo mas activo que tiene el estado en esta etapa que nos ha tocado vivir, y que esta propuesta parta del grupo que dice defender la democracia y la Constitución nos hace preguntarnos si es que han perdido el raciocinio.

Cuando hablamos de democracia se supone que nos planteamos la defensa de la participación y la apertura, mas la inclusión y la libertad de elección, y una propuesta como esta es todo lo contrario a esos conceptos que son inseparables de los principios que caracterizan un régimen democrático o uso de las reglas de ese sistema de gobierno.

No puede haber nada mas excluyente y antidemocrático que una propuesta como esta, ya  que reservar las candidaturas con nombre propio para los que están, impide de hecho la apertura a una competencia y abrir el espacio a la todos los dirigentes del PLD que están esperando probarse en unas primarias que desde ya se puede pronosticar que serán históricas, no solo porque se inaugura una metodología inédita para la elección de los candidatos, primera vez que se llama a todos los electores a participar, pero también porque podría producirse el ingreso de muchas caras nuevas a los espacios de decisión de nuestra democracia.

De hecho, echar el cierre a la apertura y repetir los mismos nombres para las próximas elecciones, es un ejercicio inaudito de exclusión, inadmisible cuando se proyecta desde ya que las próximas elecciones del año 2020, serán la puerta de entrada a la necesaria transición y renovación del cuadro político que se le presentará al país en el 2024, cuando lo mas probable es que se produzca un vuelco generacional con la entrada al escenario de los millenials y la generación Z que serán el grupo mayoritario para esa época.

Es decir, los ¨demócratas-constitucionales¨ dentro del PLD, proponen la castración de todas las aspiraciones dentro de ese partido, todo con el objetivo de salvar una sola candidatura, porque con el ofrecimiento de una negociación en base a los cargos locales y de congreso sin competencia interna, lo que plantean es que no se abran las puertas a una reelección con una modificación constitucional que en este momento parece inevitable, y esto según ellos salvaría su proyecto presidencial para el 2020.

Solo que cuando se conocen los detalles del llamado ¨pacto por la unidad¨, se habla de la mano maestra del senador de San Juan de la Maguana, lo que al parecer es un intento también de salvar su propio pellejo, porque para nadie medianamente enterado es un secreto que en las actuales circunstancias y frente a las elecciones primarias de Octubre, a Félix le tienen ¨el agua puesta¨ en ese provincia, y ni “checheré lo salva” de una derrota segura, así que serían dos candidaturas a salvar y no solo una.

La reserva y repetición de todos esos candidatos ya no sería un atraco, generalmente efectuado con la complicidad de la noche y en sitios alejados, mas bien sería el despojo del capital político de cientos de miembros del partido de gobierno, que esperan ahora poder acceder a los cargos que les fueron negados en el ¨acuerdo¨ aquel de los 15 puntos, donde la mayoría sacrificó sus derechos frente a la rebelión y la protesta de la minoría y la violación del método estatutario de decisión de conflictos dentro del PLD, el llamado centralismo democrático.

Lo mínimo que debe mantener cualquiera organización política para sus miembros es el derecho a participar, pero los ¨demócratas-constitucionales¨ del partido morado simplemente se arrogan en la propuesta que hicieron, de decidir de antemano las candidaturas, ponerles nombre y apellidos, repetir a la misma gente otra vez, todo con el único objetivo de abrir el espacio a una elección con reelección del presidente de ese partido, mientras se manda a la jubilación temprana y para siempre del actual presidente de la República.

No solo niegan el derecho a competir a los aspirantes a  senadores en las 32 provincias, mas de 100 diputados y a los alcaldes de algunas de las principales del país, sino que también pretenden impedir la habilitación del Presidente Danilo Medina para una tercera elección, mientras garantizan la participación de Leonel Fernández para el 2020 y el 2024, al primero se le niega el derecho a la participación pero al segundo se le abren las puertas a dos elecciones mas.

¡Casi nada!

Que lo hagan privadamente y se conviertan en ¨onanistas mentales¨ es una cosa, pero que los mismos que dicen defender la Constitución, algunos han jurado hasta derramar su sangre en un ejercicio extremo de exageración, y que hablan alegremente de dictaduras y toda esas tonterías sean los que hagan este planteamiento en forma publica y hasta lo defiendan, es un ejercicio de irracionalidad que ejemplifica el grado de desconexión con la realidad que tiene alguna gente.

Porque nada puede ser mas antidemocrático que la negación de un derecho, en este caso es el derecho a elegir y ser elegido, algo consustancial con la misma existencia de los partidos políticos y el sistema democrático representativo, así como también se impide la participación de los llamados militantes y dirigentes, en el ejercicio democrático mas amplio que se haya realizado en el país para elección de candidatos, que son las primarias abiertas.

Y mas que eso, se pretende imponer un criterio de exclusión para garantizarle a los ¨demócratas-constitucionales¨ del congreso sus plazas para las próximas elecciones, eso si sin competencia, y de este modo se podría echar a la basura la nueva Ley de Partidos y Agrupaciones Políticas, todo para beneficio personal de los proponentes, lo mas parecido a una dictadura a lo interno del partido de gobierno, al final parece que la torta se volteó y el mundo esta al revés.

¿O será que ante la imposibilidad de detener la reforma constitucional y la habilitación del Presidente Medina proponen todo esto para abrirse el espacio a una retirada forzosa y tratar de siquiera salvarse de ir a un proceso de primarias?

¿Es este el inicio de la huida dentro del grupo minoritario dentro del PLD?

Los días que siguen nos darán la respuesta.