• Gasolina premium: RD$226.20
  • Gasolina regular: RD$211.40
  • Gasoil premium: RD$190.70
  • Gasoil regular: D$179.40
  • Gas Licuado de Pretrolio (GLP): RD$94.00
  • Gas natural: RD$28.97
X
  • Venta dólar: $52.33
  • Compra dólar: $51.90
  • Venta euro: €58.32
  • Compra euro: €57.00
X
17 de Octubre, 2019
Por:  - martes 27 agosto, 2019

Putin pacta con Erdogan combatir a terroristas en Idlib

Rusia y Turquía acordaron medidas para combatir en el noroeste de Siria y “normalizar” la situación allí después de que una ofensiva del ejército sirio rodeara a combatientes rebeldes y un puesto militar turco.

El presidente ruso, Vladimir Putin, apoya la creación de una zona de seguridad turco-estadounidense en el norte de Siria, donde está el controvertido enclave de Idlib.

Turquía está dispuesta a tomar “todas las medidas necesarias” para proteger de las fuerzas sirias a sus soldados desplegados en esa provincia siria: así lo anunció el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, tras reunirse con el presidente ruso.

“Compartimos que la creación de zonas de seguridad para Turquía en su frontera sur propiciarán unas buenas condiciones que garanticen la integridad territorial de Siria.

Y apoyaríamos medidas destinadas a rebajar la tensión en esa zona”, dijo Putin a la prensa. “Junto con el presidente de Turquía hemos esbozado pasos conjuntos adicionales para neutralizar los nidos de los terroristas en Idlib”.

En Idlib los rusos apoyan una ofensiva del régimen sirio para retomar el control de esta zona, que es delicada para la vecina Turquía.

Erdogan cree que la situación en Idlib se ha degradado tanto que en estos momentos sus soldados están en peligro: “Con la excusa de luchar contra el terrorismo las tropas gubernamentales perpetran ataques que también causan muertes entre la población local”.

Turquía y EEUU acordaron la creación de una franja de seguridad bajo control militar turco, algo a lo que se oponen los kurdos y el propio régimen de Bashar Asad, que ve el plan como una “agresión” contra su soberanía.

Putin se mostró comprensivo con las preocupaciones turcas sobre la situación en su frontera con Siria, pues hay “intereses legítimos de Turquía”.

Pero el presidente ruso no mencionó el requerimiento de Erdogan para que se detuviera el asalto del ejército sirio.

La provincia siria de Idlib lleva tiempo lastrando las relaciones entre Moscú y Ankara, pues ahí sus intereses son divergentes.

En esa zona luchan contra Asad los yihadistas de Hayat Tahrir al-Sham, pero también grupos rebeldes apoyados por Turquía