• Gasolina premium: RD$228.10
  • Gasolina regular: RD$213.70
  • Gasoil premium: RD$194.10
  • Gasoil regular: D$181.90
  • Gas Licuado de Pretrolio (GLP): RD$96.60
  • Gas natural: RD$28.97
X
  • Venta dólar: $53.00
  • Compra dólar: $52.63
  • Venta euro: €59.00
  • Compra euro: €57.76
X
2 de Abril, 2020
Por:  - martes 22 octubre, 2019

Alertan que muro fronterizo de Trump podría causar inundaciones

Expertos y defensores del medio ambiente expresaron su preocupación este martes en torno al muro que el presidente de Estados Unidos levanta en la frontera con México, debido a que según ellos el mismo puede causar serias y peligrosas inundaciones en las comunidades cercanas al rio Grande al obstruir y desviar el cauce del agua hacia las localidades rebereñas.

Temen que las barreras de acero de 30 pies de alto que ordenó levantar Trump en la frontera para intentar reducir el flujo de migrantes se conviertan en una barrera artificial que bloquee el cauce natural del agua debido a la acumulación de escombros y redirigiéndola hacia urbes cercanas.

Jonathan Salinas, miembro del Comité Ejecutivo del Sierra Club del Valle del Bajo del Río Grande en Texas y director de la Coalición No Al Muro Fronterizo, criticó que el muro se vaya a construir en estas “zonas de inundaciones”.

Destacó a Efe que los rastrojos suelen ser arrastrados por la lluvia para acabar en el río, pero ahora en su camino se encontrarán con las “barras de acero” de un muro fronterizo que impedirá su paso.

“El muro fronterizo tendrá una devastadora consecuencia para el medioambiente y para las comunidades cercanas al río Grande”, enfatizó Salinas.

Dentro del plan de Trump de sellar la frontera que va desde el Océano Pacífico hasta el Golfo de México, región donde habitan millones de personas y es hogar de diversos animales en peligro de extinción, la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) está poniendo en marcha la construcción de nuevos tramos de muro.

Y el proyecto avanza a pesar de las alertas de que las inundaciones provocadas por la actual valla es una experiencia que ya han vivido comunidades fronterizas en estados como Arizona.

En 2014 las intensas lluvias provocaron un torrente que derribó un segmento de la barda metálica de 18 metros de altura en la ciudad de Nogales.