• Gasolina premium: RD$228.10
  • Gasolina regular: RD$213.70
  • Gasoil premium: RD$194.10
  • Gasoil regular: D$181.90
  • Gas Licuado de Pretrolio (GLP): RD$96.60
  • Gas natural: RD$28.97
X
  • Venta dólar: $53.00
  • Compra dólar: $52.63
  • Venta euro: €59.00
  • Compra euro: €57.76
X
23 de Febrero, 2020
Por:  - domingo 12 enero, 2020

Delegado electoral del PLD ante JCE admite Abinader aventaja a Gonzalo

SANTO DOMINGO.-El delegado electoral del Partido de la Liberaión Dominicana ante la Junta Central Electoral, Danilo Díaz reconoce que aunque el PLD está encabezando la preferencia del electorado, su candidato Gonzalo Castillo está por debajo de Luis Abinader en las encuestas, con miras elecciones presidenciales de mayo de este año.

“En estos momentos he dicho que el partido tiene la primacía de la simpatía, y con relación al candidato entiendo que está puntos por debajo de Luis Abinader, y que en el mes de febrero se encuentran y le dice adiós“, reconoció el miembro del Comité Político del PLD.

El delegado electoral del Partido de la Liberación Dominicana ante el órgano comicial fue enfático en afirmar que aquí no habrá una segunda vuelta en los comicios presidenciales.

“No habrá una segunda vuelta, por qué no habrá una segunda vuelta, porque  al final se va a polarizar porque, qué puede motivar que haya una segunda vuelta“, se cuestionó el dirigente oficialista.

Explicó que en caso de que Leonel Fernández obtenga un cinco o un seis por ciento de las votaciones no impediría que los comicios se deciden en primera vuelta, porque no sería la primera vez que un partido saca ese porcentaje y no provoca una segunda vuelta.

Aseguró que la dinámica de trabajo que está haciendo el partido, con su sector externo, y la conciencia colectiva es para que no se interrumpa la dinámica de la buena gestión, y continúe el progreso y el desarrollo que ha impulsado el gobierno del presidente Danilo Medina.

Dijo que el país no se va dar el lujo de que se detenga ese proceso con personas sin experiencia, sin planes y equipos, venir a tomar el Estado sin saber lo que van hacer, llegar a desarticular todo lo que se ha logrado.