Logo Proceso.com.do
Lunes, 24 de Enero, 2022

Perú elige este domingo su presidente en un clima tenso y polarizado

Lima, 5 jun (Prensa Latina).- Tensión, polarización y falsas noticias alarmantes, que motivaron un desmentido oficial sobre rumores de aprestos de un golpe de Estado, marcaron hoy el ambiente en la víspera del crucial balotaje presidencial en Perú.

Al mismo tiempo, pese a estar prohibida desde ayer la propaganda proselitista, las estaciones de televisión difunden entrevistas a economistas y analistas, quienes afirman que mañana se debe votar por la preservación del modelo económico neoliberal que Castillo busca cambiar.

El Ministerio de Defensa publicó un comunicado rechazando mensajes por Internet que anuncian supuestas medidas de las Fuerzas Armadas tras la elección de mañana cuando se enfrentarán el izquierdista Pedro Castillo y la neoliberal Keiko Fujimori.

Los mensajes afirman que los militares están listos para dar un golpe de Estado si ganara Castillo y se suman a una vasta campaña para crear miedo y disuadir a los electores de no votar por el maestro rural.

El Ministerio exhortó a la ciudadanía a no dejarse sorprender por mensajes que no son oficiales ni verdaderos, ni autorizados por las instituciones armadas.

Los autores de esos libelos se sumaron a comunicados de ex altos oficiales de las Fuerzas Armadas y otros de menor rango que exigieron al presidente Francisco Sagasti declarar estado de emergencia y movilizar a militares y policías contra supuestos aprestos de disturbios por seguidores de Castillo.

Según el Ministerio de Defensa, el desplazamiento a todo el país de más de 160 mil militares y policías tiene como objetivo dar seguridad a la elección de mañana, parte del rol que les asigna la Constitución.

Los pronósticos de un resultado con muy estrecha resistencia, alimentaron el suspenso y la ansiedad por el desenlace del cotejo en las urnas entre el izquierdista Pedro Castillo y la neoliberal Keiko Fujimori.

A las encuestas que perfilaban un ‘empate técnico’, publicadas el pasado domingo, último día permitido por la ley electoral para su difusión en Perú, se agregaron sondeos privados confidenciales de Ipsos, el Instituto de Estudios Peruanos (IEP) y CPI, a cuyos resultados tuvieron acceso medios de prensa extranjeros.

El sondeo de Ipsos indicó una ventaja para Castillo de 50,5 por ciento frente a 49,5 de Fujimori, sin contar indecisos y en un simulacro de votación.

Las otras dos encuestadoras situaron primera a la candidata: 40,9/40,8, con 18,3 de votos en blanco y nulos e indecisos (IEP) y 50,1/49,1 (CPI), sin animarse ninguna a hacer vaticinios contundentes.

Patricia Zárate, analista del IEP, hizo notar que su sondeo no llegó a medir los sectores rurales más alejados, ámbito donde Castillo tiene contundente mayoría, ni a cerca de un millón de peruanos radicados en el exterior, entre quienes hay siempre un elevado ausentismo y más apoyo al fujimorismo.

 

Subscribete a nustro canal de YouTube