Logo Proceso.com.do
Sábado, 27 de Noviembre, 2021

Clase política, sociedad civil y comunidad evangélica preocupadas por crisis de Haití

República Dominicana-La crisis e inseguridad que se vive en Haití y que se intensifica de manera progresiva sigue generando preocupación entre diversos sectores de la vida nacional.

La clase política dominicana coincide en que el país debe estar alerta y preparado para defender la soberanía y la seguridad nacional.

El clima de violencia que se vive en Haití, provocado por la inestabilidad política y social agudizada luego del asesinato de su presidente Jovenel Moises y del terremoto que dejó miles de fallecidos y daños a la infraestructura, genera preocupación e incertidumbre entre la clase política dominicana, a la sociedad civil y a la comunidad evangélica, que demandan acciones concretas.

Convencidos de que no hay una solución Dominicana al problema haitiano, demandan a pronta intervención de la comunidad internacional.

En ese sentido, ex-canciller y presidente del Partido Revolucionario Dominicano (PRD), Miguel Vargas Maldonado, calificó como «crítica» la problemática que se vive en Haití y considera que además de mantener los mecanismos de prevención y de  defensa, se debe mantener un diálogo permanente entre los gobiernos de ambas naciones para propiciar un desarrollo de la política y desenvolvimiento cotidiano de manera tranquila y adecuado.

Por su parte, el exjefe del Ejército y presidente del Partido Cívico Renovador (PCR), Radhames Zorrila Ozuna dijo «que los militares puestos en retiro están listos para ponerse las botas, tomar las armas y defender la soberanía nacional».

Asimismo, considera e insta la sociedad dominicana a tener confianza en las fuerzas armadas de nuestro país.

«Nuestra fuerzas armadas siempre han estado y estarán al servicio de la defensa de la soberanía nacional», expresó Zorrilla Ozuna.

De ese mismo modo, Servio Tulio Castaño manifestó «que la seguridad dominicana peligra ante la problemática de Haití, a tal punto que tienen 11 mil miembros  del ejército cuidando la frontera».

El vicepresidente ejecutivo de la Fundación de Institucionalidad y Justicia (Finjus) dijo que los Estados Unidos hará lo que tenga hacer para para defender a sus ciudadanos.

«Haití es un país tomado por la delincuencia, donde una persona ligado a los más oscuros intereses parece estar dominando esa nación», agregó Castaños Guzmán.

Ya el Gobierno dominicano reforzó la vigilancia en las fronteras con Haití  durante un operativo que incluye vehículos todo terreno, armas, helicópteros y personal de operaciones especiales.

La situación de Haití preocupa no sólo a diferentes sectores de República Dominicana, sino también al Vaticano y este domingo el Papa Francisco llamó a los líderes de más naciones a no dejar solo al pueblo haitiano.

Sin embargo, el Canciller Roberto Álvarez enfatizó que la Comunidad Internacional no ha reaccionado a los llamados de ayuda por Haití.

 

Subscribete a nustro canal de YouTube