Logo Proceso.com.do
Domingo, 23 de Enero, 2022

Aplazan coerción a red que habría traficado dominicanos muertos en accidente en México

SANTO DOMINGO, RD.- La Oficina Judicial de Servicios de Atención Permanente de Santo Domingo Este aplazó el conocimiento de la solicitud de medida de coerción presentada por el Ministerio Público contra cinco hombres vinculados a una alegada red de tráfico internacional, acusada de poner en ruta hacia Estados Unidos al menos tres de los dominicanos que fallecieron en el accidente ocurrido en Chiapas, México.

La audiencia, reprogramada para viernes 31 de diciembre a las 9:00 de la mañana, se aplazó a petición de las defensas técnicas de los imputados, que pidieron un tiempo adicional para estudiar el expediente y los cargos atribuidos a sus representados.

El fiscal titular de Santo Domingo Este, Milcíades Guzmán Leonardo, indicó que el Ministerio Público cuenta con suficientes elementos de prueba para obtener los 18 meses de prisión preventiva que ha solicitado contra Guillermo Guzmán Marcano, Leonel Antonio Méndez Arias (El Duro), Román Alberto Casalinovo Trinidad  (Guardia), Santo Francisco Vizcaíno Guerrero y Jesús Antonio Martínez Díaz.

“Entre ellos hubo comunicación, incluso, algunos admitiendo que estaban prófugos y fugados, porque saben que los estaban buscando. Y entre ellos hubo comunicación relacionada también con asumir el pago del traslado y sepultura de algunos de los muertos”, detalló Guzmán Leonardo.

El grupo fue detenido durante un amplio operativo realizado de manera simultánea en Baní y San Pedro de Macorís, con allanamientos coordinados por la Procuraduría Especializada de Tráfico Ilícito de Migrantes y Trata de Personas y la División Especial de Investigación de Delitos Transnacionales (Deidet) de la Policía Nacional.

Al grupo se le imputa inducir y financiar el tráfico ilícito de personas, en violación a la Ley 137-03, sobre Trata de Personas y Tráfico Ilícito de Migrantes, y la Ley 155-17, sobre Lavado de Activos.

Las investigaciones arrojan que la red desarticulada se dedicaba a traficar personas desde Santo Domingo hacia Estados Unidos, a través de países como Guatemala, Panamá y México, por los cuales transportaba a los indocumentados en vehículos de carga.

Los arrestados son responsables de traficar al menos tres de las víctimas dominicanas que figuran entre los más de 50 fallecidos al accidentarse un grupo de viajeros indocumentados en la carretera Tuxtla Gutiérrez-Chiapa de Corzo, sur de México.

Los integrantes de la presunta organización criminal desarticulada cobraban hasta 20 mil dólares por persona traficada, por lo que lograron acumular suntuosas propiedades, incluyendo vehículos de alta gama.

Subscribete a nustro canal de YouTube