El empresario José Luís Corripio Estrada –PEPIN-, calificó  la delincuencia que azota a República Dominicana como una epidemia que hay que contrarrestar con la ley, antes de que la sociedad se “estropee”.

Corripio, quien habló durante el acto de conmemoración del Día del Inmigrante, dijo que son una calamidad los actos delictivos que cada día se producen en la sociedad, porque crea temor, incluso a personas que quizás nunca vayan a ser atacadas.

“Hay que contrarrestar con la ley, pero también con la energía que da la ley y que también se trate de evitar, porque de lo contrario la sociedad se irá estropeando”, apuntó.

Pepín Corripio encabezó el acto de conmemoración del Día del Inmigrante  en la plaza ubicada en la intersección de las avenidas 27 de Febrero y José Ortega y Gasset, donde también habló de reforma fiscal.

Consideró que la reforma fiscal no puede cargar a la gente que no tiene ni le sobran los recursos para hacer frente a compensar cualquier déficit presupuestario.

Dijo que hay que esperar la nueva reforma fiscal para ver su magnitud  y de qué forma va afectar, pero que entiende que ésta debe gravar a quienes pueden pagar más que el pueblo.

“Yo creo que el pueblo con los ingresos que tiene promedio no admite recargar sobre sus ingresos más tributos, sin embargo, lo que hay que hacer es un sentido de justicia de los que tenemos más posibilidades, si es que va hacerse una reforma fiscal, sea sobre la base de los que pueden colaborar más con el Estado”, concluyó.