• Gasolina premium: RD$186.60
  • Gasolina regular: RD$172.00
  • Gasoil premium: RD$138.60
  • Gasoil regular: D$126.90
  • Gas Licuado de Pretrolio (GLP): RD$99.40
  • Gas natural: RD$28.97
X
  • Venta dólar: $RD$59.29
  • Compra dólar: $RD$58.23
  • Venta euro: €66.98
  • Compra euro: €62.90
X
13 de Julio, 2020
Por:  - viernes 15 mayo, 2020

Dueños de talleres apoyan llamado de FDC a la reapertura comercial

Santo Domingo, RD.- Ante el anuncio de la Federación Dominicana de Comerciantes de que abrirán los comercios a partir del lunes, trabajadores y dueños de repuestos y talleres de la calle veinte en Villa Juana, dicen estar de acuerdo, ya que según dicen, necesitan que el gobierno levante la medida que les impide trabajar.

Alegan que no pueden continuar con los negocios cerrados.

Anthony Pérez, un trabajador de un taller ubicado en la calle veinte de Villa Juana, clama a las autoridades para que no se olvide de ellos, además dijo, que la ausencia de ayuda por parte del gobierno empeora su situación.

“Necesitamos trabajar, ya no aguantamos más, por favor, ayúdenos ahí” dijo el joven.

Y es que desafiando al gobierno el gremio que agrupa a los comerciantes aseguró que el lunes comienza a reabrir ese sector, lo que para muchos representa un alivio.

Natanael Lantigua,  propietario de un negocio dedicado a la venta de repuestos para vehículos, dice estar esperanzado en que las autoridades sean flexibles con las medidas que tomarán dentro de la nueva extensión del Estado de emergencia nacional que entra en vigencia el próximo lunes, como una de las medidas que busca enfrentar el coronavirus.

“Imagínese, sería muy bueno, nosotros tenemos hijos que mantener y con estos negocios cerrado no podemos seguir” puntualizó Natanael Lantigua.

Al ser considerado como servicios no esenciales, estos talleres ubicados en la calle veinte de Villa Juana, permanecen con las puertas cerradas.

Juan Ariel Jiménez Ministro de Economía dijo que estos negocios deben esperar el anuncio oficial de la reapertura comercial, al tiempo que advirtió a los comerciantes a que no se aceleren, ya que esto pudiera provocarles consecuencias, lo que no cayó bien entre estos trabajadores informales.