11 de Diciembre, 2018
Por:  - viernes 21 septiembre, 2018

Trayectoria y legado de “un tipo extraño”

“En esta vida es poco lo que me queda, si es que me queda algo”, era la respuesta de Don César Medina a quienes se interesaban por saber si algo le faltaba por hacer, después de una trayectoria tan exitosa.

En varias ocasiones Don César Medina contó paso a paso su ejercicio en los medios de comunicación, desde los inicios, hasta que en la cúspide, con casi cuatro décadas de trayectoria, tuvo que dividir su tiempo entre su vocación por la comunicación y la diplomacia.

Para describir al periodista, hay que iniciar con el “periodiquito” que confeccionaba para distribuir mensualmente entre vecinos y amigos…Esta iniciativa le abrió las puertas del decano Listín Diario que entonces dirigía Don Rafael Herrera, convirtiéndose en esa época en el joven cronista de todo cuanto acontecía en su natal San Cristóbal.

La hoja de vida de César Medina también destaca su labor de reportero en los periódicos Hoy, Última Hora y otros, que igual sirvieron de soporte para consolidar su carrera con la producción de los programas Hoy Mismo, Hola Matinal y El Poder de la Tarde.

Como periodista – comunicador, César Medina logró un liderazgo reconocido y bien valorado por muchos, pero cuestionado por los que veían en él a un hombre que sin mucho esfuerzo lucía controversial; generador de la polémica que de manera circunstancial se puede dar en programas de opinión y debate, como los que él encabezaba.

“No soy diferente; tengo una forma de ser, mi forma de transparentar mis ideas y decir lo que quiero decir…a veces me he cuestionado si vale la pena ser tan erosivo, tan corrosivo, y llevar siempre un protagonismo…”, estas fueron declaraciones de Don César cuando hablaba con los conductores del sabatino “Pégate y Gana con El Pachá”, programa que le reconoció como “Una estrella por siempre”.

Después de recorrer la trayectoria de un periodista frontal; considerado uno de los mejores entrevistadores de la televisión dominicana y, reconocido por ser un correcto utilizador del lenguaje criollo, sobre todo en la columna “Fuera de Cámara” que por años publicó en el periódico Listín Diario, hay que hablar de César Medina El Diplomático…

Más de diez años permaneció Don César ostentando la máxima representación del Gobierno y el Estado Dominicano en el exterior, desde que fue designado en el 2005 por el entonces presidente Leonel Fernández en Chile, hasta el 2016, cuando habiendo cumplido tareas diplomáticas en España y Panamá, fue nombrado viceministro de Política Exterior Bilateral.

Y…del hombre hay que destacar que con el traje de periodista y más tarde con el de embajador, priorizó en su vida la tarea de inculcar valores y principios en sus hijos Cesarito, Cesarina, Taina, Cemyr, José Carlos, Maricielo y Oscar Medina.

“Soy un tipo extraño. Siento la satisfacción, primero de haber recorrido un tramo largo de la vida con tres cuartas partes de ellas dedicada al periodismo y en ese tramo y espacio tan escamoso por la vida puedo decir con la mayor firmeza que nunca le he hecho daño a nadie a pesar de haber visto y escrito tantas cosas. He entrado en contradicción con gente de todo tipo pero nadie puede decir que he confabulado o que le ocasioné algún perjuicio familiar o profesional a nadie. Me siento orgulloso de mi mismo porque he recorrido un tramo largo y difícil y es bueno poder decir que no he dañado a nadie. Ese es mi legado”. César Medina

En los últimos meses, la actitud enérgica que caracterizó al hombre que alguna vez se autocalificó como “un tipo extraño”, comenzó a desvanecer, no necesariamente por el peso de los años, pues a sus 70 aún parecía joven…Durante más de un año luchó Don César con el enemigo silente; un tumor en el hígado que le afectó la vía respiratoria mediante nódulos en el pulmón derecho…Desgraciadamente, el veterano comunicador, que sobrevivió a la peligrosa época en que un periodista, por informar o emitir una opinión contraria a intereses de Poder, se convertía en blanco de ira, perdió la batalla al cáncer.

Como dijera el poeta, ensayista y crítico literario José Rafael Lantigua, refiriéndose a la figura de Don César Medina, “Los hombres no se hacen solos. Siempre hay unos duendes tutelares que le hacen compañía y que solo su capacidad de resistencia frente a la adversidad y los avatares de la existencia pueden vencer”.

Adiós a Don César Medina, que así como investigo y escribió sobre una diversidad de temas en su columna “Fuera de Cámara”, también habló con detalles sobre sus últimos meses de vida, en el escrito titulado “NY, mi cáncer y Yo”.

Paz a su alma