• Gasolina premium: RD$223.40
  • Gasolina regular: RD$208.60
  • Gasoil premium: RD$187.10
  • Gasoil regular: D$175.30
  • Gas Licuado de Pretrolio (GLP): RD$92.20
  • Gas natural: RD$28.97
X
  • Venta dólar: $52.05
  • Compra dólar: $51.65
  • Venta euro: €58.81
  • Compra euro: €56.58
X
16 de Septiembre, 2019
Por:  - lunes 05 septiembre, 2016

Pacheco dice no habrá que ir a Marte para formar una JCE apartidista.

El vocero del Bloque de Diputados del Partido Revolucionario Moderno –PRM-, Alfredo Pacheco, afirmó que para integrar una Junta Central Electoral sin activistas políticos no es necesario ir al Planeta Marte, como señala la diputada Lucía Medina, presidenta de la Cámara Baja.

El legislador opositor considera que la presidenta de la Cámara de Diputados  tiene su propia visión sobre el tema, y agregó que está en disposición de citar los nombres de cientos de personas que no tienen militancia política y pueden forma parte de la Junta Central Electoral.

“Lo primero que se debe hacer es definir los perfiles y luego proceder a la elección de los candidatos a miembros de la Junta”, precisó el dirigente político.

Entrevistado en el programa Diálogo Urgente que se difunde de lunes a viernes de seis a ocho de la mañana por Teleradio América, Canal 45, sostuvo que las leyes electorales son la prioridad del PRM en la presente legislatura.

Sobre el tema salarial, Pacheco expresó que a su retorno a la Cámara de Diputados encontró el mismo sueldo que devengaba diez años atrás, el mismo sistema de votación y algunas transformaciones.

Explicó que hoy los legisladores tienen una mayor participación en la toma de decisiones internas del hemiciclo.

Sobre el llamado “barrilito” que cobran los congresistas, el vocero del PRM en la Cámara Baja restó importancia a ese tema y resaltó el trabajo social que desarrollan los diputados en sus respectivas demarcaciones políticas.

Puso como ejemplo que más del 50 por ciento de los diputados se reeligieron en las pasadas elecciones del 15 de mayo, lo que según Alfredo Pacheco es un indicativo de que los congresistas están muy atentos a sus comunidades.